Secciones La Hora

cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Espectáculos

9 de mayo de 2022

«¡Cómo duelen esas palabras!»: la admirable y valiente confesión de Fernanda Hansen

La periodista de 42 años abrió su corazón para dar una reflexión sobre el momento más doloroso de su vida. 

Por
Fernanda Hansen compartió el dolor de sus tres bebés perdidos. Foto: Agencia Uno.
Compartir

 

 

Una poderosa reflexión compartió Fernanda Hansen. A propósito del Día de la Madre, la periodista evocó sus tres embarazos perdidos.

La exprofesional de «Viva la mañana» envió un escrito a The Clinic, donde relató la odisea que sufrió en la tarea de darle una hermana o hermano a su hija Amalia.

“Nerviosa y expectante, me hice un test de embarazo. El segundo en mi vida. El primero había sido un positivo que terminó con una niña hermosa de 6 años hoy, que llena mi vida con su sonrisa. Pero esa tarde de verano del año 2016, me hacía el segundo, esperando un positivo que confirmara un hermano para mi hija. Y fue un positivo claro”, comenzó su narración la comunicadora de 42 años.

 

 
 
 

 

 

Fernanda Hansen continuó con sus historia. Incluso, en virtud de este segundo embarazo comentó que “pensábamos que sería hombre y se llamaría Gabriel, por decisión de su papá, amante de la música de Peter Gabriel. Y aunque me encantaba y yo lo asociaba al Arcángel Gabriel, todavía me sonrío pensando en el por qué de su nombre”.

 


Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida por Fernanda (@fernandahansenr)




 

 

 

El dolor de Fernanda Hansen

Sin embargo, junto con la alegría de la gestación vino el dolor. “Recuerdo la emoción, los nervios, los planes, los ajustes de rutina y la proyección futura. Recuerdo también las náuseas y el profundo malestar físico que me recordaba tanto que estaba ahí, latiendo dentro mío, otra vida. Pero no”, señaló en su carta que Fernanda Hansen más tarde subió a su Instagram.

“Las cifras son crueles y yo caía en aquellas 3 de cada 4 mujeres que pierden el embarazo en el primer trimestre. Fueron algunas semanas de amor e ilusión, pero dejó de crecer”, comentó con pena.

“‘Lo lamento, no hay latidos’, me dijeron en una ecografía. ¡¡¡Cómo duelen esas palabras!!! Porque aunque las cifras te lo advierten, los números no sienten. ‘¿Y qué hago ahora con su nombre?’, pensé. ¿Qué hago con toda la ilusión y energía psíquica y física puesta en este hijo esperado? ¿Cómo se hace para masticar un dolor además invisibilizado por la sociedad?…”, expresó la comunicadora.

 

 

Tres dolores

“Era mamá de una hija en vida, pero también de 3 en los sueños y en el duelo. Sí. Tengo una hija y 3 pérdidas gestacionales”, confesó enseguida con una valentía admirable.

Y a propósito del Día de la Madre, Fernanda Hansen tuvo un mensaje final. “Si me preguntas, ¿celebras el Día de la Madre? Aunque no es algo muy socialmente aceptado, para mí, claro que lo celebro porque tengo muchos por los que celebrar”, expresó.

”Mi hija Amalia me abraza por todos. Por los que fueron mis deseos, los que se quedaron en la ilusión y en la espera. Me abraza por aquellos test positivos y los cambios que ellos dejaron en mi alma y en mi cuerpo. Me abraza por esos años de mi vida, dedicados, en cuerpo y alma, para volver a gestar, para caminar con más corazones latiendo conmigo. Por eso le digo también: Feliz día a todas las mamás que siguen intentando para ser acompañadas en esta vida, por otro latir”, cerró su mensaje Fernanda Hansen.

 

 

 

Notas relacionadas

Deja tu comentario

Lo más reciente

Más noticias de Espectáculos