• 27 FEB DE 2024

La meningitis se mantiene como un problema de salud pública a nivel mundial: ¿Cómo afecta en Chile?

meningitis |

Su alta tasa de letalidad y las graves secuelas que genera son algunas de las razones por lo que la OMS considera la meningitis como un gran problema mundial de salud pública.

Alrededor de 1 de cada 10 personas que contraen meningitis bacteriana muere y 1 de cada 5 presenta complicaciones graves, de acuerdo a lo reportado por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Una situación que preocupa a expertos considerando que cuando esta enfermedad es causada por una infección bacteriana provoca cerca de 250 mil muertes al año.

Meningitis: transmisión y síntomas

De acuerdo a la definición del Ministerio de Salud (Minsal), la meningitis corresponde a la inflamación de las membranas que circundan el cerebro y la médula espinal, como consecuencia de una infección bacteriana o viral que invade el líquido cefalorraquídeo. Esta enfermedad requiere de un tratamiento rápido, por la velocidad de su evolución y la posibilidad de secuelas o de muerte.


Síguenos en: Google News


La vía de transmisión puede variar según el organismo y la mayoría de las bacterias que causan la meningitis –como el meningococo, el neumococo y Haemophilus influenzae– son portadas por los seres humanos en la nariz y la garganta. Estas se propagan de persona a persona a través de gotículas respiratorias o secreciones de la garganta.

Incidencia en Chile

En Chile, la tasa de incidencia de meningococo ha sido sostenida en el tiempo afectando principalmente a los lactantes menores de 1 año, comportamiento similar a lo que ocurre a nivel mundial.

De acuerdo con datos del Instituto de Salud Pública de Chile (ISP), en el 2022, la incidencia en menores de 1 año fue 2,52 por cada 100.000 siendo, en este grupo de edad, el 100% de los casos de enfermedad meningocócica invasiva por el serogrupo B.

En este segmento etario existe un mayor riesgo de infección por el estreptococo del grupo B y los niños pequeños por meningococo, neumococo y Haemophilus influenzae.

virus respiratorios
Virus respiratorios estacionales: ¿Cómo prevenirlos en otoño?

Especialistas recomiendan un buen lavado de manos, evitar el contacto estrecho con personas con síntomas respiratorios, hacer uso correcto de mascarillas cuando sea necesario y mantener el estado de vacunación al día.

Derrotar a la meningitis para 2030: una hoja de ruta mundial

La enfermedad meningocócica es mayoritariamente prevenible mediante vacunación y los esfuerzos globales apuntan precisamente a ello. De acuerdo con los lineamientos de la OMS, una forma de prevenir la meningitis es la vacunación, la cual ofrece una protección duradera siendo la forma más eficaz de reducir la carga y el impacto de la enfermedad.

Bajo ese objetivo la OMS elaboró, en conjunto con sus asociados y expertos mundiales, la estrategia “Derrotar a la meningitis para 2030”, transformándose en la primera hoja de ruta mundial relativa a la meningitis. En ella se establece un plan para hacer frente a las principales causas de esta enfermedad bacteriana aguda (meningococo, neumococo, Haemophilus influenzae y estreptococos del grupo B).

Este gran lineamiento sanitario contempla diferentes pilares que buscan acabar con la meningitis como amenaza de salud pública, destacando entre ellos, el eliminar las epidemias de meningitis bacteriana, reducir el número de casos de meningitis bacteriana prevenible mediante vacunación en un 50% y las defunciones en un 70%, y reducir la discapacidad y mejorar la calidad de vida después de una meningitis debida a cualquier causa.

Para la Dra. Jessica Jassir, especialista en pediatría y en docencia universitaria, “la meningitis bacteriana continúa siendo uno de los grandes problemas de la salud pública a nivel mundial. En particular, la infección por Neisseria meningitidis que afecta tanto a países desarrollados como subdesarrollados, y se presenta en formas endémicas y/o epidémicas. Alineados con los objetivos propuesto por la OMS en la ruta para derrotar la meningitis, la prevención mediante la vacunación, el acceso a las vacunas y la introducción de vacunas y/o nuevas vacunas contra Haemophilus influenzae tipo b, Streptococcus pneumoniae y Neisseria meningitidis, es un pilar fundamental para que los países logren el control de la enfermedad y por ende derrotar la meningitis.”

Vacunación en Chile

En el 2022 el 69% de los casos en todos los grupos poblaciones en Chile fue por el serogrupo B, totalizando 29 casos, 7 de ellos correspondientes a menores de 5 años.

Para los expertos aún hay un camino por recorrer a nivel mundial para lograr los objetivos propuestos para 2030, de acuerdo con el plan de la Organización Mundial de la Salud. Un punto clave en las próximas estrategias, señalan, debe considerar la epidemiología y características de las vacunas estableciendo estrategias que complementen la inmunización contra el meningococo y de esa manera derrotar todas las formas y serogrupos de la enfermedad meningocócica invasiva. Dentro de estos objetivos se encuentran:

  • Complementar la estrategia implementada con vacuna tetravalente
  • Ampliar la protección temprana contra el serogrupo B que es el responsable de la mayoría de los casos en el 2022
  • Destacar el beneficio adicional de las vacunas contra meningococo y su posibilidad de generar protección cruzada contra otros serogrupos de meningococo.